Las “hoers”

Una mujer holandesa acusada de tener una relación romántica con un soldado alemán está en manos de miembros de la Resistencia holandesa y es castigado por tener la cabeza afeitada tras la liberación de la provincia de Overijssel.

Una mujer holandesa acusada de tener una relación romántica con un soldado alemán en manos de miembros de la Resistencia holandesa y castigada con un rapado de cabeza tras la liberación de la provincia de Overijssel.

Muchas mujeres holandeses serían humillados públicamente de esta manera después de la guerra. Sus cabezas se afeitaban y se pintaban esvásticas, además de hacerlas hacen llevar carteles colgados con la palabra “hoer” (puta) y forzadas a marchar por las calles desnudas entre los insultos y golpes de las multitudes. (Enschede, Overijssel, Holanda. Abril de1945.)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s